24h Castilla-La Mancha.

24h Castilla-La Mancha.

El Gobierno anula el ATC de Villar de Cañas y destinará gratuitamente sus terrenos para fines públicos adicionales

El Gobierno anula el ATC de Villar de Cañas y destinará gratuitamente sus terrenos para fines públicos adicionales

El Gobierno ha dado por finalizada la construcción de un Almacén Temporal Centralizado (ATC) para residuos nucleares en Villar de Cañas (Cuenca), según se establece en la resolución publicada en el BOE este martes. Enresa, la empresa nacional de residuos radiactivos, deberá ceder gratuitamente los terrenos y edificios destinados al ATC a alguna administración pública para que sean utilizados con fines públicos o sociales.

La resolución, consultada por Europa Press, también insta a Enresa a llevar a cabo las acciones necesarias para la terminación ordenada de los procedimientos iniciados para la puesta en funcionamiento del ATC. El Gobierno recuerda que, en 2011, se aprobó la ubicación del ATC en Villar de Cañas, y que Enresa adquirió los terrenos y construyó los edificios necesarios para el proyecto.

Enresa inició los trámites administrativos para obtener las autorizaciones necesarias del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) para la construcción y funcionamiento del ATC, incluyendo la autorización previa, la de construcción y la evaluación de impacto ambiental.

Sin embargo, el 7º Plan de Gestión de Residuos Radiactivos (PGRR), aprobado en diciembre, optó por disponer de almacenes temporales descentralizados en siete emplazamientos de las centrales nucleares existentes en el país. Estos almacenes tendrán capacidad suficiente para albergar los residuos nucleares hasta que sean trasladados a un almacén geológico profundo.

La decisión del Gobierno de abandonar el proyecto del ATC supone la terminación ordenada de su construcción. La designación del emplazamiento propuesto por el municipio de Villar de Cañas queda sin efecto.

Enresa deberá encontrar un nuevo uso para los terrenos y los edificios construidos para el ATC, ya que dejan de tener utilidad para la entidad. El Gobierno considera importante que se destinen a actividades que contribuyan al desarrollo económico y social de la zona.

Por tanto, el Ejecutivo deja sin efecto el acuerdo de 2011 que designaba a Villar de Cañas como emplazamiento del ATC, y insta a Enresa a desistir de los procedimientos vinculados a su construcción, incluyendo las autorizaciones previas, de construcción y la evaluación de impacto ambiental.

Además, se insta a Enresa a ceder gratuitamente la propiedad de los terrenos y los edificios del ATC en Villar de Cañas a la Administración General del Estado, la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha, entidades locales de la provincia de Cuenca o fundaciones públicas de dichas administraciones, para realizar actividades de utilidad pública o interés social.