Dolz vaticina un incremento moderado de población en Cuenca hasta llegar a los 62.000 habitantes en 15 años.

Dolz vaticina un incremento moderado de población en Cuenca hasta llegar a los 62.000 habitantes en 15 años.

Cuenca, 26 Oct.

El alcalde de Cuenca, Darío Dolz, ha considerado que la ciudad que comanda podría superar los 60.000 habitantes, incluso llegar a 62.000, en los próximos 15 años, estimación realizada a partir del ritmo de construcción de vivienda y la llegada de empresas a la ciudad.

En una entrevista con Europa Press, Dolz ha apuntado que el ritmo de nuevas viviendas "se está recuperando", y aunque no es a niveles previos a 2008, "se ven grúas en la ciudad". En la actualidad, calcula que están en proceso más de medio millar de nuevas viviendas en distintas promociones repartidas por la ciudad.

"Necesitamos que se siga moviendo el sector, porque hay nuevas capacidades empresariales y porque no hay pisos en alquiler en la ciudad", ha indicado.

Desde su responsabilidad, el mandato es "dar agilidad" a licencias de construcción y trabaja "para que algún promotor más quiera construir". "Estamos en buena conexión para que se siga construyendo y que la ciudad crezca de forma comedida, sin volverse loco, poco a poco. Pero sí para pasar en 15 años a los 62.000 habitantes", ha apuntado.

A la falta de vivienda en Cuenca, a la cual contribuye el polo de atracción de alumnos del Centro de Estudios Penitenciarios, Dolz ha sumado que "falta más capacidad hotelera", y reclama establecimientos más allá de los pisos turísticos, "de muchas o de pocas estrellas".

Ha hilado esta petición al hecho de que se trabaja mano a mano con el Gobierno de Castilla-La Mancha para poner en marcha un Palacio de Convenciones y en seguir aprovechando el tirón de la ciudad en cuanto a epicentro de congresos, después de contar hasta tres citas congresuales la pasada semana.

"Estamos cogiendo otras capacidades de llegada de visitantes. Los datos del primer semestre son buenos y los del segundo van a ser excelentes", ha vaticinado Dolz.

El urbanismo de la ciudad y su planificación depende también de la decisión del Tribunal Supremo al respecto de las medidas cautelares en torno a la ejecución del Plan XCuenca.

En este sentido, Darío Dolz ha mostrado su convencimiento de que el tren convencional no va a volver a circular por Cuenca y, una vez la justicia dé vía libre, se podrán ejecutar las zonas verdes y deportivas planeadas y "unir los dos lados de la ciudad para hacer un entorno más vivible por todos los conquenses".

"Queremos hacer más ciudad, pero la toma de decisiones está parada totalmente, cercenada al no saber qué va a pasar", ha indicado, añadiendo que en cuanto haya pronunciamiento judicial se retomará la estrategia de forma inmediata.

Incluso ha dicho que si la suspensión cautelar no se hubiera dictado, uno de los aparcamientos proyectados ya estaría listo, y el segundo lo estaría "prácticamente", resolviendo problemas en el entorno del Paseo de San Antonio.

Categoría

Castilla-La Mancha